3:22 pm - Lunes diciembre 11, 2017

El Sagrado Corán, el film Interestellar y la Teoría de la Relatividad

“Allah es la luz de los cielos y la tierra. Su luz es como una hornacina en la que hay una lámpara; la lámpara está dentro de un vidrio y el vidrio es como un astro radiante. Se enciende gracias a un árbol bendito, un olivo que no es ni oriental ni occidental, cuyo aceite casi alumbra sin que lo toque el fuego. Luz sobre luz. Allah guía hacia Su luz a quien quiere. Allah llama la atención de los hombres con ejemplos y Allah conoce todas las cosas.” [Sagrado Corán 24:35]

En 2014, el director de Hollywood Christopher Nolan creó una historia cósmica asombrosa – Interstellar – posiblemente la representación práctica más precisa y fascinante de la Teoría de la Relatividad de Einstein hasta la fecha. Situado en un marco de tiempo futurista, con el físico teórico Kip Thorne como asesor científico de la película, se centró en los conceptos de la gravedad y del centro de la dilatación del tiempo a la Teoría general de la Relatividad. Proporcionó una visión real de las implicaciones físicas y psicológicas y las repercusiones que inevitablemente tendría el viaje espacial interestelar en la vida de los astronautas si se proponían descubrir y destapar misterios cósmicos. Si bien la película ayudó a comprender los conceptos principales y despertó un interés general sobre la relatividad, también demostró ser un acertijo, especialmente para aquellos que no estaban habituados o simplemente estaban vagamente familiarizados con la teoría. El hecho es que la teoría de Einstein es bastante intrincada, y la relatividad no es un concepto fácil de comprender.

Einstein presentó la versión final de su famosa Teoría de la Relatividad en el año 1916, un desarrollo que alteró la faz de la física teórica y de la astronomía para siempre. Suplantando la mecánica newtoniana de dos siglos de antigüedad, transformó completamente nuestras visiones preexistentes de las leyes de la naturaleza, del tiempo y del espacio. Mientras que la Teoría Especial de la Relatividad se relaciona con las partículas elementales y sus interacciones, es la Teoría General la que explica la Ley de Gravitación a nivel cosmológico, así como conceptos como la dilatación del tiempo cinemático y gravitacional. La absolución y la constancia de la velocidad de la luz es también uno de los principios centrales de la teoría.

Curiosamente, si analizamos la teoría de la relatividad desde un punto de vista puramente filosófico, parece que la teoría ha derrocado un tanto el velo del materialismo clásico frente a la ciencia, y lo ha acercado a la “Realidad”, en el sentido espiritual de la palabra. El gran filósofo musulmán Allama Muhammad Iqbal, en su análisis filosófico de la teoría de Einstein, habló de ello en las siguientes palabras en su famosa obra, La Reconstrucción del Pensamiento Religioso en el Islam:

“La teoría de la Relatividad al fusionar el tiempo con el espacio-tiempo ha dañado la noción tradicional de sustancia más que todos los argumentos de los filósofos. La materia, para el sentido común, es algo que persiste en el tiempo y se mueve en el espacio. Pero para la física relativista moderna, esta visión ya no es defendible. Una parte de la materia no se ha vuelto algo persistente con estados variables, sino un sistema de eventos interrelacionados. La vieja solidez se ha ido y con ella las características que para el materialista hicieron la materia parecen más reales que los pensamientos fugaces.” [Reconstrucción, Sermón 2]

El fenómeno más interesante en la teoría de la Relatividad es la constancia de la Velocidad de la Luz. El punto a destacar aquí es que en casi todas las Escrituras Sagradas, Dios ha comparado su presencia a la luz (Nur), un concepto que probablemente nunca fue mejor alcanzado de lo que puede ser ahora, a la luz de nuestra reciente y última comprensión de la naturaleza de la Luz. Según Iqbal, la Luz es lo más cercano al Absoluto, de ahí el ejemplo de la Luz en las Sagradas Escrituras, incluido el bien conocido “Versículo de la Luz” de Sura Nur.

“Personalmente, creo que la descripción de Dios como luz, en la literatura revelada del Judaísmo, el Cristianismo y el Islam, ahora debe interpretarse de manera diferente. La enseñanza de la física moderna es que la velocidad de la luz no puede excederse y es la misma para todos los observadores sea cual sea su propio sistema de movimiento. Por lo tanto, en el mundo del cambio, la luz es la aproximación más cercana al Absoluto. La metáfora de la luz tal como se aplica a Dios, consecuentemente debe tomarse, en vista del conocimiento moderno, para sugerir la Absolutidad de Dios y no su omnipresencia, que fácilmente se presta a una interpretación panteísta.” [Reconstrucción, Sermón 1]

Otro concepto importante contenido dentro de la Teoría es la Dilatación del Tiempo. Por definición, la Dilatación del Tiempo es “una diferencia en el tiempo transcurrido medido por dos observadores, ya sea debido a una diferencia de velocidad relativa entre sí, o por estar situado de forma diferente en relación con un campo gravitatorio”. Parafraseando, el tiempo parece moverse más lentamente para un observador que se mueve a la velocidad de la luz o cerca de ella, o cerca de un campo gravitacional fuerte. La escena del Planeta Miller del film Interstellar describió con bastante precisión la dilatación del tiempo gravitatorio, ya que el planeta estaba orbitando muy cerca del agujero negro Gargantúa, y por lo tanto cada hora que pasó en el planeta fue equivalente a 7 años para cualquier observador fuera del campo gravitacional.

El Corán ha abordado la cuestión de tiempo muy ampliamente; hay múltiples versículos que hablan del tiempo, que ahora pueden ser mejor y completamente apreciados a la luz de la teoría de Einstein.

“Él dispone en el cielo todo lo de la tierra. Luego, todo ascenderá a Él en un día equivalente en duración a mil años de los vuestros.” [Sagrado Corán 32:5]

Este versículo se refiere en realidad a los Ángeles, que supervisan los asuntos del Universo y el Cosmos bajo las órdenes de Allah, y luego llevan los informes de estos asuntos de nuevo hacia Él. Los Ángeles han sido descritos en el Corán como criaturas hechas de Nur o Luz, y por lo tanto indudablemente viajarían a la velocidad de la luz, causando que ocurra la dilatación del tiempo cinemático. Por lo tanto, manteniendo el tiempo y la edad de esta revelación en perspectiva, cuando las personas se movilizaban generalmente a pie, o en caballos o camellos, un día de viaje desde la perspectiva divina, sería percibido más cerca de mil años en la tierra.

En cuanto a la dilatación gravitacional del tiempo, el Corán aborda eso también:

“Te piden que adelantes la hora del castigo, pero Dios no faltará a Su promesa. Un día junto a tu Señor vale por mil años de los vuestros.” [Sagrado Corán 22:47]

Se nos habla de la inmensidad del Paraíso y el Infierno en el Corán. Teniendo en cuenta la estructura de los cuerpos cósmicos, así como el tamaño declarado de los Ángeles y el Trono de Allah en el Corán, se puede inferir que el Paraíso y el Infierno son estructuras enormes, muy parecidas al masivo Agujero Negro Gargantúa en el film Interestelar. De acuerdo con la Teoría de la Relatividad, la dilatación del tiempo ocurre cerca de grandes estructuras debido a sus fuertes campos gravitacionales. Por lo tanto, la ralentización del tiempo en el Paraíso y el Infierno en relación con el paso del tiempo en la Tierra se puede ver como un ejemplo de Dilatación del Tiempo Gravitacional.

En conclusión, se puede decir que la física moderna, incluyendo la relatividad y la mecánica cuántica, ha servido para acercar lo material a lo espiritual debido a su descubrimiento de misterios y fenómenos inexplicables que dejan la mente aturdida y buscan explicaciones que están más allá del campo de la ciencia. Incluso los científicos revolucionarios como Einstein y Hawkings se han visto obligados a conceder la presencia de un “Diseñador” que, al menos, puso en movimiento esta Creatividad. Por lo tanto, descubrir el cosmos finalmente está acercando a la humanidad a la verdad, más cerca de la realidad y más cerca de Dios.

Autora: FATIMA ALTAF

Fuente: The Muslim Vibe

Link: https://themuslimvibe.com/faith-islam/the-holy-quran-interstellar-and-the-theory-of-relativity

Traducción: LAILA HAKIM para UMMA

Filed in: Aleyas y Exégesis, Cultura, Destacado

No comments yet.

Deja un comentario

Debes iniciar sesion para dejar un comentario.